IT’S NICE TO BE NICE

Hazlo. Estoy seguro de que si estas leyendo esto eres alguien a quien le gusta viajar, que lo haces incluso y que llevas tiempo pensando en vivir experiencias diferentes, conocer un poquito más África; un continente que atrae y asusta al mismo tiempo. Pues tienes que saber que Gambia es el país perfecto para empezar a explorar, y si encima, ya que vas, ayudas un poquito a su gente, ¿no crees que es una buena forma de invertir una o dos semanas de tu tiempo?

A mi me pareció buena idea, siempre quise vivir algo así y ASEDA (y algún buen amigo…) me lo pusieron muy fácil la verdad. Dar clase, ese era mi reto, ¡y en inglés además! Que los niños y profes aprendan español también formaba parte de los objetivos generales, todo sumaba… Es importante pensar que cada voluntario suma su trabajo al que todos están haciendo, que por poco que se haga ya se está ayudando a todos esos niños, y en definitiva, a todas esas familias. Son niños que necesitan cariño, que quieren pasar todo el tiempo que puedan contigo, y que atrapan tu atención y ¡te “enganchan” completamente!. Es algo que echas mucho de menos a la vuelta, y es precisamente eso lo que hace que quieras volver al año siguiente, yo probablemente lo haga.

IMG-20160902-WA0001

Ademas, con los diferentes proyectos que ASEDA va iniciando, generalmente en favor de las mujeres (suelen disponer de menos recursos y su labor es importantísima para la comunidad), se completa la labor que cada voluntario desempeña durante su estancia.

It’s nice to be nice, una frase muy habitual entre los gambianos, que puede que te acompañe durante tu estancia y que define en cierta manera el carácter de su gente, ¡nos vemos el año que viene!

Miguel A. López Martínez-Fortún

IMG-20160902-WA0002

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *